Junio 13, 2024

Login to your account

Username *
Password *
Remember Me

Create an account

Fields marked with an asterisk (*) are required.
Name *
Username *
Password *
Verify password *
Email *
Verify email *
Captcha *

¿Quieres aprender magia? conoce la escuela de Las Brujas de las Trece Lunas y la Wicca del sur del mundo Destacado

Un viernes 15 de marzo nace a la vida holística la Escuela de Magia Las Brujas de las Trece Lunas. Sus fundadoras provienen de un Coven del mismo nombre en el cual por más de dos años, han convergido distintas ópticas y tradiciones en la práctica wiccana. Esta fue la base para fundar una nueva corriente que pasamos a explicar hoy.

Comencemos explicando un poco sobre lo qué es la Wicca. Mayoritariamente, es definida como una religión sincrética, para algunos de tipo neopagana y moderna la cual se vincula a la práctica de la magia y posee una raigambre antigua que es anterior al surgimiento del cristianismo. En la segunda mitad de los años cincuenta, esta religión comienza a hacerse conocida en Inglaterra a consecuencia de una entrevista a Gerald Gardner quien, habla de algunas tradiciones cuya práctica estuvo oculta al público en general y concluye afirmando que él sabe de estas cosas porque es un brujo.

Rápidamente comienza a ganar adeptos entre los cuales había personas que habían prestado sus servicios al país durante la Segunda Guerra Mundial. Se organizan grupos que se conocen con el nombre de Coven y también, surgen distintas corrientes religiosas. Primeramente, esta religión tenía presencia en países angloparlantes, especialmente Reino Unido y los Estados Unidos. En 1974 se lleva a cabo un Concilio de los Brujos en Estados Unidos, específicamente en Saint Paul Minnesota EEUU. El consejo americano de brujas fue fundado en 1973 y por un grupo independiente de 73 personas practicantes paganas, que se reunieron para redactar un conjunto de principios comunes. El encuentro se celebró desde el 11 hasta el 14 de abril, para postular una síntesis del conjunto de principios para aclarar la realidad de las religiones Neopaganas en América del norte, unificando y definiendo las muchas diferentes creencias que prevalecían hasta ese momento en el neopaganismo y así luchar contra la desinformación, el estigma cultural, los estereotipos y la falta de reconocimiento gubernamental.

Poco a poco y, como consecuencia de la globalización, estas prácticas comienzan a llegar a Latinoamérica y consecuentemente, Chile. Son acogidas porque existen personas decepcionadas de la religión que antes profesaban, porque dan respuesta y cabida a las necesidades de las mujeres y, además, porque valoran y rinden culto a la naturaleza.

Es así como llegamos al aquí y ahora y, como wiccanas comenzamos a reflexionar sobre nuestra práctica al contactar con diversas personas e impartir charlas sobre Wicca y un curso introductorio sobre esta materia. Muchas personas nos preguntaban sobre si no podrían ir más a Misa, hasta si creíamos en los ángeles. Esto nos llevó a plantearnos seriamente que, estábamos practicando una religión que parecía “importada”. Si bien es cierto, nos hacía sentido, pero necesitábamos vincularla con nuestra realidad cultural. En efecto, América y en especial Chile, tienen una larga tradición católica y luego también protestante. Por lo tanto, hay ciertos cultos que están muy enraizados y no deberían ser excluidos. Nos referimos especialmente, por ejemplo, al culto a la Virgen, los Santos y la figura de Cristo. Además, debemos considerar a los pueblos originarios con sus creencias y también a los inmigrantes que traen su cultura y van fusionando las diversas prácticas.

Así nace la Wicca del Sur del Mundo, como respuesta a una práctica religiosa que se basa en el culto a la naturaleza, a considerar que la Divinidad es femenina y masculina y a tener como máxima que se puede hacer lo que uno desee sin dañar a otros y a uno mismo. No somos adoradores del diablo, pero sí creemos que existen energías de baja vibración que son proclives al mal y, por, sobre todo, respetamos el libre albedrío de las personas. No imponemos ni obligamos a nada.

Por todo lo anteriormente expuesto, la Wicca del Sur del Mundo nos representa a nosotros, habitantes de un país que parece a punto de caerse del globo terráqueo o de hundirse en el mar. La Virgen es la Diosa y si las personas tienen devoción a alguna de sus manifestaciones como la Virgen de Lourdes o de Guadalupe, por ejemplo, pueden continuar perfectamente con este culto, no es contrario para nuestra práctica. Conectamos con los Arcángeles y trabajamos con dos de ellos por cada punto cardinal cuando desplegamos el círculo mágico. Usamos las herramientas tradicionales wiccanas como la varita la que puede ser confeccionada con ramas de árboles endémicos de Chile. Trabajamos con el athame, la copa, el pentáculo y el caldero, este último muy presente todavía en el sur de nuestro país. Pero, agregamos el cultrún, la pifilca, el palo de agua y preferimos productos confeccionados por artesanos locales.

Tampoco nos oponemos a la idea que las personas vayan a templos tales como Iglesias, dado que son lugares de adoración. Nos alineamos con todo lo que implique ayudar al planeta y damos gracias por el lugar que habitamos que honra al fuego (volcanes), al agua (extensa costa), aire (viento puelche) y a la tierra, presente de distintas formas: desierto, bosques y montañas.

Vamos poco a poco trabajando, para hacer de esta creencia algo más cercano para las personas que busquen una nueva forma de expresar su espiritualidad. Consideramos que la fusión cultural nos ayuda a crecer y fomenta la tolerancia en todos los aspectos. Se debe tener presente que contamos con panteones de Dioses locales que nos aportan los pueblos originarios y que ya operan de alguna forma en el sincretismo que realizó hace siglos el catolicismo.

En resumen, la Wicca del Sur del Mundo es una religión que se remonta a los cultos antiguos antes del cristianismo y que de alguna forma ya han llegado a nuestro país. El punto que la distingue de otras corrientes wiccanas, es que toma en consideración la cultura madre base de nuestro largo país, incluye a los credos que ya se practican en Chile y mantiene la igualdad y respeto entre lo femenino y lo masculino, sin excluir ninguna orientación sexual, porque consideramos que el alma no tiene género. Creemos en la reencarnación y en la misión personal de cada uno para ser mejores almas e individuos materiales y lograr un entorno mejor.

Los invitamos a conocernos visitando nuestro Instagram Escuela de Magia las Brujas de las Trece Lunas donde, además, se informarán de todas nuestras actividades. ¡¡¡¡¡¡Feliz encuentro, feliz partida!!!!

Rosa María Abarzúa Medel

Abogado, Bruja Wiccana y Sacerdotisa de la Wicca del Sur del Mundo

Valora este artículo
(2 votos)
Modificado por última vez en Lunes, 03 Junio 2024 16:17
Esteban Ibarra

CEO y Fundador Revista HISTRIONICO®
Profesor y Licenciado en Educación

Instagram | estebanibarrag@gmail.com

Inicia sesión para enviar comentarios